DSC_0350JPG
FAMILIA Y VOCACIÓN SACERDOTAL

D. Mariano Cabeza Peralta  Consiliario del Equipo Baeza 1


"Fue gustando y descubriendo la fuente de sabiduría y conocimiento de Dios
que da la liturgia a lo largo del año pastoral."
 

El sábado 29 de junio, Solemnidad de San Pedro y San Pablo, tuvimos el gozo inmenso de poder celebrar en la Catedral de Jaén la ordenación Sacerdotal de Andrés Aldarías Martos, de manos del Obispo de Jaén, D. Amadeo Rodríguez Magro. Andrés es hijo de Paco e Isabel miembros del Equipo 1 de Baeza del que soy su Consiliario. 
Cuando me incorporé en el año 2001 para servir en la Parroquia de El Salvador de Baeza, una de las primeras visitas fue la de una familia para tratar un tema de Catequesis. Un matrimonio con dos hijos, Ana Isabel y Andrés. Un niño pequeño, pero con unos ojos expresivos y profundos.  
No mucho tiempo después de aquella visita fundamos en Baeza los Equipos de Nuestra Señora y en el Equipo primero se incorporaron Paco e Isabel y por ende sus dos hijos. Toda la familia trabajando en la Comunidad Parroquial y al servicio del Pueblo de Dios de una forma corresponsable. 
Andrés fue creciendo y ayudaba a su madre en la Catequesis, en las jornadas a favor de la vida. Su padre lo introdujo en el servicio al altar. Fue gustando y descubriendo la fuente de sabiduría y conocimiento de Dios que da la liturgia a lo largo del año pastoral. DSC_0401JPG
Llegado el momento de completar su iniciación cristiana me pidió que fuese su padrino de Confirmación. Nuestros lazos de amistad se estrecharon aun mas convirtiéndose en lazos paterno-filiales. El Señor iba acentuado su llamada, pero Andrés no manifestaba nada.Rezábamos intensamente la comunidad por las vocaciones, por una vocación en El Salvador porque nadie recordaba ninguna, al menos desde después de la Guerra Civil. Eran muchos años de sequía.
Terminó Bachillerato y Selectividad, silencio, no decía nada. Y por fin, en la natividad de San Juan Bautista, me dijo, padrino tengo que hablar contigo. Lo he pensado, lo he reflexionado y me voy al Seminario, el Señor me llama.Me levanté, lo abracé y di gracias a Dios. 
Los años de estudio, formación, maduración han pasado volando. Ahora espera su destino para poder ejercer como buen pastor de las almas, al más puro estilo de Jesucristo, Sumo y Eterno Sacerdote, fiesta que celebró en su Primera Misa. DSC_0462JPG
La vida se transmite en la familia. La llamada del Señor surge porque hay vida, porque hay un contexto. Si además ayudamos al Señor con un ambiente cristiano, eclesial, comprometido, integrado, servicial, estamos alfombrando el camino. 
Una vocación sacerdotal que nace en la iglesia doméstica y en la comunidad cristiana. Un don de Dios para los jóvenes Equipos de Nuestra Señora de Baeza. Un agradecimiento inmenso al Señor que ha obrado portentosamente con nosotros. Y para mí como sacerdote y consiliario un gozo, un descanso el poder pasar “la capa” a Andrés como hizo el profeta Elías con Eliseo. Gracias Señor, gracias Andrés, hijo mío.WhatsApp Image 2019-07-05 at 1159312jpeg