HERMENEGILDO DE LA CAMPA MARTÍNEZ S.J.

1922-2018

El Padre Hermenegildo de la Campa subió a la Casa del Padre el 25 de septiembre de 2018. Los equipistas que lo conocieron y disfrutaron de su consejo le agradecen al Señor por todo lo que nos dio por medio del padre de la Campa, que fue un santo sacerdote jesuita, consiliario espiritual de los Equipos de Nuestra Señora, tanto en Sevilla primero, como en Granada después.

Su itinerario espiritual y académico manifestó una clara vocación religiosa y docente. Ingresó en la Compañía de Jesús en 1942; en 1947 realiza Filosofía en Chamartín, en 1950 es profesor de Francés en Málaga; cursa Teología en Cartuja, Granada, de 1952 a 1956, siendo ordenado sacerdote en 1955; estudia Ciencias Físicas en la Universidad de Barcelona; profesor de Religión, Matemáticas y Técnicas de Expresión en Córdoba, Profesor en Úbeda (Jaén), profesor de Filosofía y Matemáticas en Porta Celi de Sevilla, profesor en el Instituto de Écija, profesor en el Instituto de Úbeda durante su destino en dicha ciudad, en la cual fue superior de la comunidad, en el período 1983 a 1986; de nuevo en Granada como profesor de Filosofía y Latín de 1987 a 1990; curso de investigación en Roma el de 1992-93, retornando a Granada de 1993 a 2012.

Dos Equipos de Granada gozaron la suerte de tenerlo como Consiliario. Era servicial y amable, y enseguida conectaba con todo el mundo. Todos, en los Equipos, cobramos un gran afecto hacia él, y él nos demostró en todo momento cuáles eran sus valores humanos. Físicamente era un hombre de rostro atezado, cabellos encanecidos, nariz aguileña, ojos escrutadores de mirada cariñosa, voz grave, estatura regular, figura equilibrada, enjuto de carnes, que pronto nos dio a conocer su afecto y entrega. Nadie que le solicitara alguna cosa se quedaba sin ella.

El curso 1985-86 destinado a nuestra ciudad fue acogido por los Equipos, siendo Consiliario del 24-A y del 44-B durante todo el tiempo de su servicio en Granada. Consiliario de Sector durante 11 cursos consecutivos ―todo un signo de disponibilidad, entrega y generosidad―, desde el curso 1986-87 hasta el curso 1996-97, y Consiliario de la Región Andalucía Oriental durante los cursos 2000-01 a 2003-04. Acompañó y animó a los equipistas granadinos a todas las peregrinaciones marianas, y especialmente en los Encuentros Internacionales de 1988 en Lourdes y 1994 en Fátima. Todo ello rodeado de una estimación y reconocimiento especial por todos los equipos granadinos, a los que estaba entregado de forma total.

Celebró numerosas bodas y bautizos de hijos y nietos de los miembros de los Equipos, y estuvo siempre dispuesto a bendecir las casas de los nuevos matrimonios. De los equipistas que lo recuerdan recogemos emocionadas manifestaciones:

―Era «una persona extraordinaria, humilde, afable, cercano, siempre disponible, siempre dispuesto a echar una mano y a ayudar a cualquiera»;

―Una homilía especial «en la que recogió el sentimiento de muchos asistentes por la muerte de una persona tan joven, transmitiendo la sensación de la conformidad con la voluntad del Señor porque «llama a sus hijos cuando están maduros para presentarse ante el Padre»;

―Que fue«una persona muy servicial, atento, puntual, cercano, entregado a su misión como Consiliario, cariñoso con todos sus miembros»;

―«Para nosotros fue una persona sencilla, acogedora, cercana que siempre estaba disponible, para todo lo que se necesitaba de él; él mismo decía con gran sentido del humor que era el cura bombero de los ENS. Fue un gran maestro para nosotros»;

―«Recuerdan su humildad, su saber estar, su cercanía, su disponibilidad, que era un hombre de Dios, con una gran sabiduría y espiritualidad, sin perder nunca el buen humor; con una gran humanidad y cercanía.»

―«Para ellos tener a Herme cerca, trabajando juntos, supuso una gran ayuda tal vez en un momento crítico de sus vidas, por lo que definen que hubo un antes y un después distintos en sus vivencias tras relacionarse con él y supuso también un avance en su formación y espiritualidad matrimonial, que hicieron que llegaran a descubrir nuevas formas de encarar las situaciones de la vida.»

―«Hemos estado conviviendo con un santo».

―«Notable por su gran cultura y conocimiento de los orígenes etimológicos de muchas expresiones.»

―«Algunas homilías que les resultaron novedosas. en razón de las fórmulas empleadas por él, partiendo siempre de acontecimientos y fenómenos naturales, que les servían de estrategia para terminar hablando del Creador de la Naturaleza. Fue proverbial su expresión ¡Maravilloso!, como colofón de muchos acontecimientos.»

―«En los últimos contactos personales con Herme por teléfono, al saludarlo: ¿Como estás?Invariablemente respondía: «Cada vez más cerca del Reino».

 

El padre Hermenegildo, ―Herme, como todos le llamábamos―, fue un promotor entusiasmado del Camino de Santiago, pero de una ruta especial desde Granada a  Compostela, que él estudió e investigó, y que llegó a realizar, andando, durante tres veranos consecutivos, en tres largas etapas, recorriendo senderos rurales no coincidentes con carreteras nacionales. El libro que escribió relatando la experiencia, “De Granada a Santiago, una ruta jacobea”, es como tenerlo a él cerca y escucharlo, oír su hablar castizo, andaluz y ensoñador.

La Asociación del Camino de Santiago de Granada le dedicó una placa de cerámica en el muro de la entrada del Convento de la Madre de Dios de las Comendadoras de Santiago con la siguiente leyenda: “En homenaje al Padre Jesuita Don Hermenegildo de la Campa Martínez, en el vigésimo aniversario de la fundación de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Granada, en reconocimiento a toda su labor profesional, su calidad humana y plena dedicación al Camino de Santiago. 1992-2012. Granada 15 de septiembre 2012.”

También nos ilustró de cómo realizar un árbol genealógico familiar, sobre cuyo tema había escrito un curioso libro donde explica cómo realizarlo, y nos dejó el propio árbol genealógico realizado por él para su familia, un maravilloso ejemplo de amor y atención a toda su familia.

Autor, entre otros, de los libros: “Diccionario inverso del español, su uso en el aula” (Narcea 1987), “Cómo hacer un árbol genealógico” (Narcea 1990),“De Granada a Santiago, una ruta jacobea” (GE Universitaria 1999), “Cómo hacer un árbol genealógico 2ª edición” (El Olivo 2003), “San Hermenegildo, el mártir hijo del rey” (Centre de Pastoral Litúrgica 2011), “La Biblia en 60 versículos seleccionados entre 40003 versículos” (Lulupress 2011).

Hoy, el padre Hermenegildo de la Campa, desde el Reino al que él esperaba llegar es, con toda seguridad, el gran intercesor de los Equipos de Nuestra Señora ante el Padre.

Juan-Ignacio Pérez Rodríguez

Granada 23-A